El aspecto económico habla a favor de los turbohélices, porque en rutas cortas el turbohélice suele ser más barato de operar que un reactor. Los turbohélices también pueden aterrizar y despegar en aeropuertos donde la pista es demasiado corta para los reactores. Con los turbohélices, muchas aerolíneas también tienen la opción de dejar el avión in situ, lo que elimina los costosos vuelos de posicionamiento para el cliente.

Algunos ejemplos de aviones turbohélice y de pistón

Beech King Air C90
Seats
Range
Speed
5-6
2.426 km
504 kmh
Aviones turbohélice y de pistón
Beech King Air 200
Seats
Range
Speed
8 -10
2.954 km
570 kmh
Aviones turbohélice y de pistón
Beech King Air 350
Seats
Range
Speed
8 – 10
3.343 km
580 kmh
Aviones turbohélice y de pistón
Cessna C421
Seats
Range
Speed
6 – 8
2.755 km
444 kmh
Aviones turbohélice y de pistón
Piaggio Avanti 180
Seats
Range
Speed
7 – 8
2.637 km
732 kmh
Aviones turbohélice y de pistón
Piper PA-34 Seneca
Seats
Range
Speed
5
1.295 km
378 kmh
Aviones turbohélice y de pistón
Diamond DA42
Seats
Range
Speed
3
1.912 km
356 kmh
Aviones turbohélice y de pistón